Emil Molt

¿Quién fue Emil Molt?

Emil Hugo Molt nació en el sur de Alemania y quedó huérfano a los 13 años. Después de terminar la escuela secundaria, la escuela a la que iba le consiguió una pasantía para ser aprendiz de Emil Georgii en la ciudad de Calw, en la Selva Negra. Allí aprendió sobre dinero, ética laboral y servicio al cliente. Estudió diligente y rápido, y Emil Georgii lo valoraba y dio el paso inusual de pedirle que trabajara un año más allá. Por esta pasantía Emil tuvo que pagar $600 dólares y no recibir salario alguno de parte de Emil Georgii.

Durante este tiempo, Molt conoció a su futura esposa en un festival Berta y sintió una conexión interna inmediata. Pero aún no estaba en condiciones de casarse.

A los 19 fue a cumplir su año obligatorio de servicio militar en Ulm.

Cuando terminó, firmó un contrato de cuatro años con una empresa de exportación dirigida por Alemania en Grecia y se mudó a Creta. Después de un año, Grecia entró en guerra con Turquía por Creta y perdió. Alemania se había puesto del lado de Turquía, por lo que los alemanes eran indeseables en ese territorio.

Posteriormente a Molt le ofrecieron un puesto en Stuttgart con el hijo de Emil Georgii el cual también se llamaba, que aceptó. Gracias a ese trabajo, Emil ya estaba en condiciones de casarse con su amada Berta, con quien había mantenido correspondencia continua.

Se casaron y Molt se estableció en Stuttgart para administrar una empresa de fabricación de cigarrillos propiedad del joven Emil Georgii.

Molt rastrea los altibajos del negocio y cuenta la historia de cómo finalmente llegó a ser director y copropietario de la compañía de cigarrillos Waldorf Astoria. Bajo la dirección de Molt, la marca tuvo un gran éxito. Él era un gerente sensible y progresista.

Con una breve excepción, la empresa nunca sufrió una huelga, y más tarde se experimentó con novedades como la gestión a libro abierto.

La Primera Guerra Mundial fue devastadora para Alemania y difícil para la compañía de cigarrillos Waldorf Astoria. Pero a Waldorf le fue mejor que a la mayoría de sus competidores debido a la previsión de Molt al comprar materias primas para varios años al comienzo de la guerra, antes de que la moneda extranjera de Alemania perdiera valor (la mayor parte del tabaco provenía de Grecia y Turquía).

Al final de la guerra, Molt tenía demasiados trabajadores, porque había contratado reemplazos para los que salieron a luchar. Cuando los soldados regresaron del frente, no quiso simplemente despedir a los reemplazos. En cambio, mantuvo a todos en la nómina y los trabajó medio día.

Por las tardes impartía clases de educación para adultos a sus trabajadores y les pagaba para que asistieran. Ofreció cursos de historia, geografía, fabricación de papel, cultivo de tabaco y literatura. Eran populares, pero los trabajadores, que no estaban acostumbrados a aprender, encontraban los cursos agotadores.

Cuando la empresa ya no pudo asumir el costo total, Molt ofreció dividir el costo 50/50 con los trabajadores. La asistencia se redujo drásticamente, y cuando Molt tuvo que recortar el subsidio por completo, se redujo a cero. Esto le hizo darse cuenta de que para marcar la diferencia, la educación tenía que llegar a los niños, por lo que empezó a pensar en una escuela para los hijos de sus trabajadores.

Molt escuchó hablar por primera vez a Rudolf Steiner en 1904 y se convirtió en miembro de la Sociedad Teosófica en 1906. Stuttgart era un centro de actividad antroposófica, y Steiner lo visitó muchas veces. El área tuvo la primera sucursal dedicada (en 1911) y reuniones regulares.

Después de la Primera Guerra Mundial, Steiner habló varias veces en conferencias sobre las cosas que se podían hacer, y Molt se sintió llamado a actuar. Molt y varios otros antroposofistas de Stuttgart intentaron establecer el Orden Social Tripartita en Baden-Württemberg, pero a pesar de sus tremendos esfuerzos, esto no se logró.

Pero Molt llevó su idea de una escuela para los hijos de sus trabajadores, que había compartido con los trabajadores con gran entusiasmo, a Rudolf Steiner, quien la asumió. Se destinó 100,000 marcos alemanes para pagar la escuela.

La escuela se abrió en seis meses. Durante el primer año fue una escuela de “empresa”, y los profesores fueron remunerados como empleados de la Waldorf Astoria Cigarette Company. Un año después, en 1920, la escuela se independizó, ante la insistencia de los profesores.

Se estableció una fundación benéfica para poseer y administrar la escuela, y la Waldorf Astoria Cigarette Company siguió pagando la matrícula de los hijos del trabajador de la fábrica. Se unieron muchos alumnos nuevos. La matrícula pasó de alrededor de 300 a 1100 estudiantes en aproximadamente 5 años.

La escuela se consideró un modelo, y poco después se fundaron otras escuelas en otras ciudades. En 1928 se estableció una escuela Rudolf Steiner en lugares tan lejanos como Nueva York, hoy en día hay más Escuelas Waldorf en todo el mundo y todo gracias a este primer gesto de Emil y Berta Molt .

Emil Molt fue el fundador de la primera Escuela Waldorf. Él fue quien invitó a Rudolf Steiner a convertirse en el director pedagógico de la escuela, y las ideas y métodos de Steiner se conocieron como Educación Waldorf.

Mientras la escuela florecía, el negocio iba cuesta abajo en la década de 1920. Molt compró la participación de sus socios en Waldorf Astoria Cigarette Company e inspirado por la idea de una asociación empresarial para financiar el trabajo Antroposófico, él y varios otros Antropósofos de Stuttgart donaron sus negocios, convirtiéndose en accionistas de “Die Kommende Tag”.

La asociación fue mal administrada y colapsó un año después. La Waldorf Astoria Cigarette Company, su preciado activo, fue vendida por la asociación a algunos bancos, quienes mantuvieron a Molt como gerente.

Molt perdió toda su inversión, al igual que muchos otros. En 1928, los bancos vendieron su participación al mayor fabricante de cigarrillos de Alemania, que estaba en proceso de comprar y liquidar a la competencia. Molt leyó sobre la venta en el periódico y poco después se quedó sin trabajo, la compañía de cigarrillos Waldorf Astoria fue relegada a la historia. A su muerte en 1936, la Escuela Waldorf estaba siendo estrangulada lentamente por los nazis y fue clausurada unos meses después. Pero el modelo sobrevivió. Después de la guerra, reabrió y hoy en día existen más de 900 Escuelas Waldorf reconocidas en todo el mundo.